Evitan Desgaste de Bienes Arqueológicos

.- Por medio de un monitoreo sobre la capacidad de carga en los monumentos prehispánicos, efectuado por el INAH y conaculta

Por: LUIS ANTONIO MIRANDA

TEOTIHUACAN, Méx.- A partir del monitoreo sobre la capacidad de carga de los monumentos prehispánicos, que regularmente se efectúa en la Zona Arqueológica de Teotihuacán, el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH-Conaculta) ha implementado diversos mecanismos para el control de visitantes.
Estas medidas se aplican cada 21 de marzo, con motivo del equinoccio de primavera, lo que ha favorecido al menor desgaste de los bienes arqueológicos, al evitar grandes acumulaciones de gente sobre éstos y por tiempos prolongados.
Lo anterior fue  informado por  el arqueólogo Moisés Valadez, titular de la Dirección de Operación de Sitios del INAH, al comentar que  este tipo de mediciones de flujo de visitantes también se aplicará en las zonas de Chichén Itzá, Dzibilchaltún, Monte Albán, El Tajín, Xochicalco, Cuicuilco, Altavista, La Quemada, Guachimontones y nuevamente en Teotihuacán.
“Dicho monitoreo tiene como propósito conocer el límite máximo de visitantes que pueden ingresar en un lapso determinado a una Zona de Monumentos Arqueológicos, esto con la finalidad de asegurar la conservación de los bienes muebles e inmuebles, además de contar con las condiciones necesarias que garanticen una estancia, además de un recorrido seguro y placentero para el público”.
El especialista detalló que desde hace tres años, cada 21 de marzo el ascenso de  visitantes a la Pirámide del Sol, en Teotihuacan, Estado de México, se realiza de manera controlada, mediante grupos de entre 20 y 30 personas cada cinco minutos en promedio.
“Esto ha permitido una mayor protección del monumento prehispánico, a diferencia de años anteriores, cuando no había control y se provocaba la concentración por tiempos prolongados de hasta 200 personas en la cúspide, aglomeraciones en la escalinata y en distintas áreas del mismo”.
El monitoreo, dijo, se llevó a cabo en cuatro áreas de la Zona Arqueológica de Teotihuacan: La Ciudadela, Pirámide y Plaza del Sol, Calzada de los Muertos, y  Pirámide y Plaza de la Luna, entre las 7:00 y las 17:00 horas.
Finalmente, el arqueólogo Moisés Valadez comentó que el monitoreo realizado en la Zona Arqueológica de Teotihuacan pretende ofrecer alternativas para el mejoramiento de estrategias de manejo operativo, previniendo el posible impacto sobre la integridad de los elementos arqueológicos, así como la seguridad de los visitantes.

TEOTIHUACAN Méx.- MONITOREO SOBRE la capacidad de carga de los monumentos prehispánicos, que regularmente se efectúa en la Zona Arqueológica de Teotihuacán, favorecerá al menor desgaste de los bienes arqueológicos.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: