La Entidad no Debe ser Rehén de la Delincuencia Organizada

.- Ante el incremento de delitos, adelante a la presencia del ejército y la policía federal, afirmó  David Parra Sánchez

Por: HECTOR JUAREZ

NAUCALPAN, Méx.- El estado de México no debe de ser rehén de la delincuencia organizada, si es necesario que el ejército y la policía federal realicen operativos de vigilancia en varios municipios de la entidad catalogados como “rojos”, adelante, pues (quiérase o no) ha ido en aumento el incremento de delitos en la entidad.
Dijo en entrevista David Parra Sánchez,  líder social y asesor del Sindicato Único de Trabajadores del Estado y sus Municipios (SUTEyM) en esta localidad, luego de lamentar que el la municipalidad hayan sido encontrados por lo menos tres cadáveres ejecutados en Chimalpa.
“Estamos ciertos que la administración que encabeza Enrique Peña Nieto ha invertido en serio en el área de Seguridad Pública, sin embargo hay que reconocer que cada vez más la delincuencia organizada está mejor armada que algunos policías municipales por  lo que de ser necesario apoyase en otros cuerpos de seguridad pública. Hay que atacar de frente a la delincuencia”, dijo.
Asimismo, Parra Sánchez puntualizó que “el gobierno federal que encabeza Felipe Calderón le ha fallado a los mexicanos toda vez que va en aumento el desempleo y la inseguridad en todo el país” y ratificó que hay que enfrentar al crimen organizado con todo el poder del estado.
Sobre los cadáveres encontrados en un paraje de esta municipalidad,  la Procuraduría General de Justicia del Estado de México (PGJEM) precisó que fueron tres los cuerpos encontrados calcinados en el paraje La Glorieta, de la carretera Naucalpan-Toluca, a la altura del kilómetro 24 mil 500.
Señaló que los primeros informes refieren que las víctimas fueron quemadas e incluso presentan varias heridas producidas por arma de fuego, pero en el lugar no se encontraron casquillos percutidos por lo que se presume fueron ultimados en otra zona y únicamente los fueron a tirar en este punto.
De a cuerdo con la Procuraduría, una de las víctimas fue identificada como policía ministerial de Guerrero, otra era “madrina” y la tercera aún no es identificado.
La zona permaneció hasta altas horas de la noche  acordonada por policías municipales y de la Agencia de Seguridad Estatal (ASE). Los cuerpos fueron trasladados al Servicio Médico Forense; la PGJEM inició las investigaciones para esclarecer estos hechos.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: